Viernes, 30 Junio 2017 09:10

De analfabetas políticos, déspotas y defensores de la libertad y democracia

Escrito por

Ricardo García Damborenea, un escritor y tratadista español promotor del pensamiento crítico, se refirió una vez a los homenajes a Perogrullo que implican tratar de hablar sobre lo que todo el mundo sabe, estas “perogrulladas” sobran por doquier, son evidentes y entre ellas se cuentan que en Venezuela no hay libertad y gobierna un déspota con un grupo de sátrapas.

Audio clip: Adobe Flash Player (version 9 or above) is required to play this audio clip. Download the latest version here. You also need to have JavaScript enabled in your browser.

Share selected track on FacebookShare selected track on TwitterShare selected track on Google PlusShare selected track on LinkedIn
Descargar

 


De otra parte está la disonancia cognitiva esbozada por el psicólogo social estadounidense Leon Festinger establece que las personas pueden caer en razón de que algo está mal pero no cambian su actitud ni conducta a sabiendas que lo que hacen no es correcto y de allí se derivan diversas razones que no viene al caso mencionar en este momento.
Cuando la ex canciller venezolana acusa a nuestro canciller de ser un analfabeta político, quien verdaderamente demuestra desconocimiento total de la política y el arte de gobernar es ella, no el canciller costarricense, pues consabido es, como una verdad de Perogrullo, que en Venezuela las personas no tienen qué comer y no hay medicinas, que el régimen de sátrapas le pasa por encima a las personas, no solo en sentido figurado sino también literal, como cuando atropellaron a los manifestantes pasándoles con tanquetas y contratan a ex presidiarios en los infames colectivos para que ataquen a personas inocentes.
La señora canciller venezolana no es analfabeta política, muy por el contrario, sabe muy bien lo que hace y por eso es más reprochable su actitud desvergonzada. Costa Rica tiene una ley, la 9288, que le exige neutralidad, pero la misma norma dice que esa neutralidad no aplica cuando haya terrorismo de Estado. La canciller venezolana no es analfabeta política, pero sí es cínica, acomodaticia y servil a un régimen despótico a sabiendas de que su actitud está mal, por ende, su conducta es un ejemplo típico de la disonancia cognitiva de Festinger, pues defiende a los opresores a sabiendas de que está mal hacerlo.
La Cancillería costarricense merece un aplauso por haber tomado la batuta y haber dicho las cosas como son, en Venezuela no hay democracia, los tribunales están amañados y son una corrupción total, no hay comida, no hay medicinas, y ya ni siquiera hay sobras en los basureros para que la gente coma, por lo que hasta están matando sus mascotas al no tener qué comer y solo sujetos carentes de moral o que posean un cinismo desbordante, serían los únicos capaces de defender a tiranos a quienes no les importa que el pueblo se muera de hambre.
¡No señores, aquí no hay campaña del miedo! Aquí solo se han mencionado los hechos y estos son que algunos sí defienden la muerte y el dolor por más que pretendan vestirse de ovejas y dárselas de víctimas cuando en realidad son los victimarios.

Inicia sesión para enviar comentarios

panorama chat popular pensiones

Comentarios - Destacados

Cápsulas - Destacadas

Contactos CANARA

Barrio La California, San José, Costa Rica
T: (506) 2256-2338
F: (506) 2255-4483

Boletín Panorama

Inscríbase al boletín semanal con: --> Lo destacado de Panorama --> Los Mejores Comentarios
captcha 

Panorama Digital

Panorama Digital

Acceso Usuarios

Copyright © 2018 Cámara Nacional de Radiodifusión - CANARA - Costa Rica. All Rights Reserved. Desarrollo por Y2K WebsY2K Webs

Please publish modules in offcanvas position.